Viernes, 11 de julio de 2008

TEATRO ÈPICO   
   
                                                                       
Bertolt  Brecht  (1898-1956)                      

 



Retrospectiva de su vida y su obra:

 

 Bertolt Brecht nació en Alemania en la ciudad de Augsburgo, Bavaria.

Comenzó su carrera como dandy literario, pero rápidamente se convirtió en una figura revolucionaria que luchó para remover todas las complicidades políticas de su arte. Desde 1926, su teatro “épico” insiste en promover, tanto entre actores como espectadores, pensamientos capaces de influir sobre la realidad.

 

 Su producción dramática:

 

-Baal

-Tambores en la noche

-En la jungla de las ciudades

-Eduardo II (tomado de Marlowe)

-El mendigo

-La boda

-Expulsando a un demonio

-Lux in Tenebris

-Un hombre es un hombre

-El elefantito

Mahagonny

-La ópera de tres centavos (tomada d John Gay)

-Final feliz  (tomada de Dorothy Lane)

-Grandeza y caída de Mahagonny

-Réquiem de Berlín

-El vuelo de Lindbergh

-Cantata de Baden-Baden

-Santa Juana de los Mataderos

- El que dijo sí, el que dijo no (tomada del no japonés Taniko, según la versión inglesa de Waley)

-La decisión

-La excepción y la regla

-La madre (según Gorky)

-Los Horacios y los Curiacios

-Los cabezas puntiagudos

-Los siete pecados capitales

-Terror y miseria del Tercer Reich

-Los fusiles de la señora Carrar

-Galileo Galilei

-Madre Coraje

-Lucullus.  El juicio de Lucullus y la condena de Lucullos.

-La buena mujer de Setzuan

-El señor Puntila y si criado Matti

-Arturo Ui

-Las visiones de Simone Machard

-Schweyk en la segunda guerra mundial

-El círculo de tiza caucasiano

-Antígona (tomada de Holderin)

-Los días de la Comuna

-El preceptor (adaptación de la obra de Lenz)

-Informe de Herrnburg

-Turandot

 

Teatro épico:

 

  La dramaturgia de Bertolt Brecht está ligada a las concepciones dialécticas marxistas, es importante mencionar esto, como también  tener en cuenta el marco social y político de esa época, aunque su teatro sea contemporáneo, pero conocer estos aspectos nos ayuda para comprender más el teatro que se propone.

  Ya que su teatro propone sutiles contradicciones, profundos análisis, sobre todo sociales, acompañados de distintos climas de humor y juego. El teatro de Brecht es para analizar profundamente, como su vida, que fue muy interesante, tanto como su teatro, lleno de ideales y transformaciones. Pero explicaré el teatro que se propone en comparación con el teatro dramático clásico, al cual en muchos aspectos se oponía. Brecht propone un teatro que lo llamara épico (aparte de la interpretación que hace del mundo, aspira a cambiarlo).

  

Forma dramática del teatro

                  Activa

§         Involucra en el escenario al espectador

§         Le permite al espectador identificarse con los sentimientos del actor.

§         Al espectador se lo conduce hacia algo.

§         los sentimientos son resguardados

§         el hombre se asume como conocido.

§         Suspenso en la espera  de un resultado.

§         Una escena es la consecuencia de otra.

§         El pensamiento determina al Ser.

 

Forma épica del teatro

§         Narrativa

§         Hace del espectador un observador, pero despierta su capacidad para actuar.

§         Demanda decisiones de ellos

§         El espectador se confronta con algo.

§         Los sentimientos se transforman en realizaciones.

§         El espectador estudia lo que ve.

§         El hombre es objeto de investigación.

§         Suspenso durante el proceso.

§         Cada escena por sí misma.

§         El Ser social determina el pensamiento.

 

 

El teatro épico confronta a la audiencia con situaciones donde debe haber cambios, el espectador, no está en el rol de “consumidor”, sino que debe tomar decisiones a favor o en contra de lo que ve, se convierte en un espectador “ productivo”, permite al espectador llegar a sus propias soluciones con un sentido crítico. Brecht no está de acuerdo con la catarsis y la identificación, pero esto no significa que sea un rechazo a la emoción, sólo que esa emoción no distraiga al hombre para llevar a cabo su compromiso social y su accionar.

    A Brecht le resultó imposible mantener su idea épica del arte escénico, sobre los principales escenarios porque el sistema del momento obstruía el camino a cualquier cambio fundamental. “el  gran arte siempre sirve a los grandes intereses”, entonces Brecht desarrolla su teatro didáctico poniéndolo al servicio de la revolución.

    La obra didáctica básicamente, necesita ser representada, siempre apunta a despertar el sentimiento colectivo entre los integrantes. Brecht adopta formas del teatro oriental, se apropia de ello y junto con los gestos y expresiones de ritual, crea los gestos sociales, que son la sumatoria de todos los gestos, expresiones faciales y declaraciones de actitud de un individuo o de un grupo en relación con otro. Del mismo modo que un actor oriental es capaz de separarse de su rol y luego retomarlo al punto exacto donde lo dejó. Los actores de Brecht pueden ceder el paso en medio de la obra, para recapitular o dar su opinión y proporcionarles una visión más amplia al espectador.

   Brecht propone la teoría del distanciamiento o extrañamiento, con esta teoría se impide que el espectador se identifique instintivamente y confunda el drama con la realidad, en la medida en que reconozca  como histórica una situación el mundo parecerá capaz de transformarse, estos efectos incluyen intervalos, canciones que interrumpen la trama, prologo y epílogos, concejos al publico, gestos, música, escenografita, mucho de estos aspectos ya se hallaban en el teatro asiático y en la farsa medieval.

 

 

 

 




 Artículo realizado por Cintia Noto


Publicado por edu-teatro @ 18:28  | Historia del Teatro
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios